“El atentado contra la Sala de lo Constitucional, no es otra cosa que un Golpe de Estado Técnico”

By on 6 junio, 2011

Por Félix Ulloa.

Nuestro país está viviendo otra agonía democrática generada por un nuevo y artero ataque de la partidocracia atrincherada en la Asamblea Legislativa. Esta vez, acompañada sin ningún pudor por el Presidente de la República Mauricio Funes.

El último decreto legislativo que obliga a la unanimidad para las sentencias en materia de inconstitucionalidad, aprobado en un clásico madrugón, pretende impedir la continuidad del productivo, impecable y democrático trabajo de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, y constituye sin duda alguna, un golpe al estado de derecho en su esencia misma: la separación e independencia de poderes.

Dicho en términos llanos estamos frente a un GOLPE DE ESTADO.

Ante esta conspiración de dos Órganos del Estado para anular la acción del Órgano Judicial en su expresión más relevante, como es mantener el sistema de pesos y contrapesos que fundamenta nuestro estado de derecho, se abren varias opciones del pueblo soberano para salir en defensa de la misma Constitución, violentada por el Órgano Legislativo en connivencia con el Órgano Ejecutivo.

Entre las medidas que legitima y legalmente el pueblo puede impulsar están, en el orden superior, la insurrección como derecho supremo, reservado por el poder constituyente del mismo pueblo cuando se violenta el orden político. Así, el art.87 de la constitución establece en el inciso primero: “Se reconoce el derecho del pueblo a la insurrección, para el solo objeto de restablecer el orden constitucional alterado por la transgresión de las normas relativas a la forma de gobierno o al sistema político establecidos, o por graves violaciones a los derechos consagrados en esta Constitución.”

Desde luego que el ejercicio de este derecho deberá ser precedido de una serie de acciones legales y procedimentales que deberán intentarse y agotarse por los canales institucionales, antes de hacer uso de esa última instancia. Entre los recursos legales que se deberán ensayar previamente, están el de expresar el repudio a dichas medidas de la Asamblea Legislativa y del Presidente de la República.

Para ello el ejercicio de la libertad de expresión y movilización, se presentan como formas inmediatas de convocar al pueblo a tomar conciencia de la gravedad de la situación. Marchas, concentraciones, foros, debates y manifiestos son los medios idóneos a este fin.

En un segundo momento, la activación de los procedimientos legales disponibles se vuelve imperativa. De tal suerte que se debe preparar la estrategia legal para enfrentar a la partidocracia y su nuevo protector el Presidente Funes. Un primer paso es obtener copia del Diario Oficial en el cual se publica el nefasto decreto para adjuntarlo como base de la acción, en la demanda de inconstitucionalidad que se debe incoar ante la Sala de lo Constitucional inmediatamente.

La Sala como lo manda el art. 183 Cn es la única instancia de nuestro orden jurídico institucional competente para “declarar la inconstitucionalidad de las leyes, decretos y reglamentos, en su forma y contenido, de un modo general y obligatorio, y podrá hacerlo a petición de cualquier ciudadano.”

También habrá que acudir a las instancias internacionales. En el ordenamiento jurídico interamericano se puede invocar la Carta Democrática de la Organización de Estados Americanos. Aprovechando la reunión de la Asamblea de la OEA en nuestro país, se debe denunciar este GOLPE DE ESTADO y demandar la inmediata intervención de dicho organismo. En cuanto al sistema de integración de nuestra región, hay que demandar ante la Corte Centroamericana de Justicia a los Órganos Legislativo y Ejecutivo por obstrucción en el ejercicio de la jurisdicción constitucional.

ASUSTAN CON EL PETATE DEL MUERTO

Se dice que Funes aceptó sancionar este “decreto express” porque lo convencieron de que la Sala iba a declarar inconstitucional la Ley de Amnistía y que se corría el riesgo de que los militares se molestaran y dieran ellos el golpe de estado.

Esto obliga a pensar que tenemos un gobierno que se dejó persuadir por la partidocracia y antes de consultar al pueblo que gobierna y por cuyos intereses trabaja, prefirió adelantarse y dar el golpe de estado maniatando a la Sala.

En nuestra opinión, no existen condiciones ni al interior del país ni mucho menos en el orden internacional para que la Fuerza Armada saliera airosa de una aventura golpista. Al contrario, el caso más reciente de un intento golpista en Honduras, demostró que las naciones Americanas han evolucionado democráticamente y ninguna está dispuesta a reconocer un gobierno de facto, como le sucedió a los golpistas hondureños.

Por tanto esa tesis, si es cierto que Funes la aceptó, lo deja al retrata como un presidente cohonestador de la impunidad que aun duele a nuestro pueblo, o como un novato al que sorprendieron con el petate del muerto para obtener lo que verdaderamente les interesa SABOTEAR LA REFORMA POLITICA Y ELECTORAL que después de tanto tiempo de estar congelada en la Asamblea Legislativa, al fin se había abierto el camino para su implementación.

Que no nos extrañe comprobar, que los próximos decretos de la Asamblea Legislativa serán aquellos que regularan la elección de diputados, burlando la sentencia de la Sala de lo Constitucional del 29 de Julio de 2010, la cual ponía fin al monopolio de los partidos políticos en la representación popular y a la manipulación de sus cúpulas en la elección de los diputados y diputadas.

¿QUIENES SON LOS DEFENSORES Y DEFENSORAS DE LA CONSITUCION?

Hemos podido observar en las redes sociales la inmensa ola de indignación, frustración e ira popular generada por este atropello a nuestra constitución. Todos los internautas han comprendido que el atentado contra la Sala de lo Constitucional, no es otra cosa que un golpe de estado técnico.

Hemos visto también una espontánea manifestación de ciudadanos y ciudadanas expresando su descontento frente a Casa Presidencial, otros convocados por el MIRE concentrados en la Plaza de la Bandera, hay un llamado de la Concertación Democrática y secundado por la CREE, a presentarse a la Plaza Italia, en la Zona Rosa.

Es decir el pueblo comienza a movilizarse, a manifestarse, espontáneamente, sin agendas políticas ocultas, sin intereses políticos partidistas, sin afán de lucro personal, sin violencia, como deben ser las protestas ciudadanas en acciones democráticas.

Ahí anda Tono y Betty, una pareja que lleva más de 40 años de casados, con un hogar estable y una familia respetable en su medio social. Son el símbolo de una clase media ilustrada, con suficientes recursos económicos como para no andarse complicando la vida en temas que a muchos no les interesan.

Pero ellos, al igual que otros profesionales, que muchísimos jóvenes, de todos los sectores sociales, están molestos. Tono y Betty pertenecen a un sector que podríamos llamar de centro derecha, aunque me consta que Tono siempre votó por un diputado de centro izquierda, aunque no se podía votar por candidatos directamente, él decía votar por ese político y llamarlo su diputado. También votaba por el partido de la derecha que gobernó nuestro país por veinte años y fue miembro de un sector de dicho partido. Por tanto a Tono no lo pueden encasillar dentro de un esquema partidista rígido. El es un ciudadano libre, que piensa y luego vota.

Hoy Tono piensa, está preocupado, indignado por el actuar de la partidocracia (y ahora acompañada por el Presidente de la República) reflexiona y decide salir a la calle, junto con su mujer, junto con otros profesionales. No son muchos. Por las fotos que me envió, calculo que no llegaron a cien. Pero esos Tonos y esas Betty salieron a defender la constitución. Me pregunto cuántos abogados, cuantos estudiantes de derecho estarían ahí? Cuantos políticos honestos, si los hay, acompañaron a ese grupo de indignados? ¿Dónde estaban los jóvenes rebeldes que salen a pintar las calles desde los recintos universitarios?

Se trata de defender la Constitución y solo un puñado de valientes es capaz de salir a la calle. A ver cuando la juventud domesticada por la partidocracia es capaz de romper esas ataduras ideológicas y salta junto a estos grupos cívicos y dice BASTA YA!

Por otra parte, está otro grupo que lee, estudia y reflexiona sobre las acciones legales que hay que intentar, pues la lucha es en varios frentes.

INVITO A TODAS Y TODOS A UNIRNOS EN ESTA BATALLA CIVICA EN DEFENSA DE LA CONSTITUCION

Seamos todos como Tono y Betty “los defensores de la Constitución”.

Respondamos al llamado de la Patria que agónica clama por el auxilio de sus hijos e hijas.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *