¿Cómo se explicaba hace más de 2600 años el origen de la humanidad?

By on 31 mayo, 2012

Fantasmario de Tirso Canales (Una luciérnaga contra el oscurantismo)

  1. LA HUMANIDAD EXISTÍA en la Tierra donde había crecido de manera natural como un resultado de la evolución de la materia animal en el tiempo. Fue la religión agobiante que primero vio, interpretó y mostró deformado su rostro, no desde la Tierra, sino desde imaginarias regiones del cielo a partir de donde inventó una idea horrible de los individuos que nacían y morían en el mundo:

Humana ante oculus foede cum vita iaceret

In Terris oppressa gravi sub religione

Quoe caput a coeli regionibus ostendebat

Horribili super aspect mortalibus instans

Primum Graius homo mortalis tollere contra

Est oculos ausus primusque obsistere contra (1) (De Rerum Natura)

  1. FUE UN HOMBRE GRIEGO quien se atrevió a levantar los ojos y el pensamiento contra la religión para contrarrestar sus nocivos efectos. Su conocimiento y experiencia fue sintetizado en este contenido: “Nunca cosa ninguna ha surgido de la nada por obra divina”.

El poema, De la Naturaleza de las Cosas, de Tito Lucrecio Caro, (Aprox. 95-51 a.n.e.), prosigue así:

Principius cuius hinc nobis exordis sumet,

Nullam rem ex nilo gigni divinitus umquam. (2) (De Rerum Natura)

  1. EL ESCRITOR VENEZOLANO, Lisandro Alvarado, hizo una versión al castellano, en 1958, recogida por M.F. Niésturj, en su obra EL ORIGEN DEL HOMBRE Moscú, 1972. Yo he interpretado la versión de Alvarado para mejor comprensión general.

Con asombrosa intuición, Lucrecio, describe la vida de los hombres primitivos, su trabajo, la aparición del lenguaje articular. El Poema, De Rerum Natura, concuerda con las ideas materialistas del gran Filósofo ateo Epicuro, (324/341-270 a.n.e.); tiene capital importancia: constituye una de las tentativas más antiguas de explicar, como un fenómeno natural, y no como obra de la “milagrosa creación divina”, el origen del hombre en la tierra”. (M.F.Niésturj)

  1. LA INTUICIÓN CONCEPCIONAL de la idea escrita del origen natural de la Especie Humana, fue sostenida en obras de destacados Filósofos griegos de los siglos VI y V, a.n.e., hace (2500 años), entre otros, Anaxágoras, Heráclito, Anaximandro.
  2. LAS PRIMERAS MUESTRAS de una explicación científica del origen de la Especie Humana, fueron aportadas por Aristóteles (384/322), y por el fundador de la Medicina, Hipócrates (460/377) a.n.e., hace 2400 años.
  3. ASÍ COMENZÓ EL DESENMASCARAMIENTO de la falsa idea religiosa, de que “Dios creó al hombre a su imagen y semejanza”, como dice el mito del Génesis bíblico.
  4. POSTERIORMENTE, en la azora 32, aleyas 6 y 8 del Corán, se refiere a la creación del hombre, según el credo islámico así: “El, es el que mejoró a cada cosa en su creación y manifestó la creación del hombre de barro. Luego puso su simiente en un extracto de agua vil. Luego diole forma, y sopló en él de su espíritu “. (El Corán: traducción de Rafael Cansinos Assens).
  5. DESDE LOS TIEMPOS de Aristóteles e Hipócrates, en Occidente, no ha cesado la lucha por explicar el origen del universo y de la Especie Humana, por medio de las pruebas demostradas por las Ciencias Naturales; mientras que la religión continúa –no explicándolos-, sino predicándolos, através de antiquísimos mitos bíblicos que nada tienen que ver con la verdad científica.

NOTA: Tirso Canales: Nació en San Salvador, el 2 de enero de 1930. Tirso Canales, cultiva, la poesía, el cuento, ensayo, teatro y la crítica literaria. Además de haber viajado por varios países, ha sido articulista de el Diario Colatino, El Salvador; Director de la Editorial Universitaria, Universidad de El Salvador, 1987, y ahora inicia la publicación de su fantasmario en el diario digital WWW.ELSALVADORNOTICIAS.NET. Como poeta, “cultiva preferentemente el tema social que deriva a lo político”. Entre su obra publicada se cuenta: Lluvia en el viento, (poesía, San Salvador, 1959); Los Ataúdes, (pieza teatral escrita en colaboración con Napoleón Rodríguez Ruiz h., revista Universitaria, San Salvador, 1963); El Artista y la Contradicción fundamental de la época, (ensayo, San Salvador, 1966); Crónicas de las higueras y otros poemas, ((poesía, San Salvador, 1970); Cien años de Poesía Salvadoreña: 1800-1900, en colaboración con Rafael Góchez Sosa, San Salvador, 1978; De aquí en adelante (Libro colectivo), San Salvador, 1967; poetas jóvenes de El Salvador (colectivo), San Salvador, 1960. Parte de su obra se encuentra en revistas como: Cultura del Ministerio de Educación de El Salvador y Revista La Universidad de la Universidad de El Salvador.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *