25 años de prisión para acusado de dar muerte a ex concejal de Alcaldía de Mejicanos

By on 4 enero, 2013

Un individuo acusado de homicidio agravado en un ex concejal de la Alcaldía de Mejicanos, fue condenado 25 años de prisión, por su autoría en el hecho criminal, mientras un menor continúa siendo procesado.

La Fiscalía informó que el el imputado Carlos Rodolfo Torres Rodríguez y un menor, dieron muerte a la víctima identificada como Rubén Humberto Mejía Sotelo, de 27 años de edad.

Ernesto Castaneda, fiscal del caso, señaló que el hecho se produjo el 15 de junio del 2011, en la vivienda del fallecido, ubicada en Residencial La Gloria de Mejicanos, donde fue encontrado su cuerpo con múltiples golpes en la cabeza y un cincho atado a su cuello.

El informe forense reveló que la causa directa de muerte fue  asfixia por estrangulamiento con un cincho y múltiples golpes en la cabeza, producidos por una tenaza.

El ministerio público presentó testigos, quienes colaboraron con las autoridades y fue posible hilvanar los hechos.

El testigo con clave “Saturno”, observó el momento en que el imputado y el otro joven de 15 años, salían de dicha residencial cargando una computadora y un maletín. Estos abordaron un taxi de la zona con rumbo desconocido.

Fue en horas de la noche que dicho testigo se entera de la muerte de Rubén Mejía, así como del robo de su computadora, por lo que aportó dichos elementos a las autoridades.

Otro testigo, señaló al imputado como una persona que frecuentaba a la víctima y que por lo tanto podría hasta ese momento ser sospechosa.

En la vivienda del fallecido las autoridades policiales y fiscales lograron recolectar pruebas de tipo documental, entre ellas, un currículo con los datos completos y fotografía de Carlos Rodolfo Torres, quien fue reconocido por ambos testigos.

Fue el 8 de marzo del año recién pasado, cuando la Fiscalía giró la orden de captura administrativa para el sujeto. En su vivienda ubicada en Colonia Santa Rosa y Calle El Gringo, de Cuscatancingo, las autoridades lograron incautar la computadora y el CPU robado a la víctima, ya que las series y demás características fueron comparadas con el documento de compra y se confirmó su veracidad.

Asimismo le encontraron al acusado un juego de llaves de vehículo automotor, las cuales al ser utilizadas en el automóvil estacionado en la casa de la víctima, se comprobó que eran las originales de dicho auto.

Eso hizo suponer a las autoridades que posiblemente el sujeto pretendió el robo del vehículo; sin embargo, este tenía una llanta averiada por lo que fue imposible su movilización.

De igual forma ubicaron en su vivienda una chumpa propiedad de la víctima; la cual fue reconocida por familiares del fallecido.

Al final de la Vista Pública, el Tribunal Especializado de Sentencia A, resolvió imponerle 25 años de prisión con la agravante en el homicidio de ocultar y facilitar el delito de robo.

Mientras que el menor de 15 años, está siendo procesado por el Juzgado 1º de Menores de San Salvador.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *