Recuento de votos 2015 no cambia diputados, TSE sale fortalecido

By on 12 mayo, 2015

Por Raúl Méndez

El recuento de votos por la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia de El Salvador y ejecutado por el Tribunal Supremo Electoral (TSE) no cambió la asignación de escaños a la Asamblea Legislativa como se creía que ocurriría al inicio. ¿Para qué se realizó el recuento entonces?

El recuento de votos tenía dos panoramas importantes, uno que la Sala de lo Constitucional (con cuatro votos de sus cinco miembros) buscaba limpiar su imagen después de ser señalada como la responsable de enredo electoral que causó el voto cruzado impuesto de última hora antes de las elecciones de 1 de marzo. Dos, con esa jugada electoral de la Sala, estaba bajo la lupa el desempeño del TSE en las elecciones. Si hubiera ganado su diputación el reclamante Douglas Avilés de Cambio Democrático, el FMLN que administra el TSE al mantener la presidencia de ese organismo, habría quedado mal parado, porque el TSE había sido acusado públicamente de fraude.

Pero el recuento de votos, que costó al país 1 millón de dólares y que al final no cambio los resultados de los candidatos electos, ha dejado fortalecido al Tribunal Supremo Electoral, porque denota que a pesar de los problemas del conteo de votos del Escrutinio Final, las cuentas estaban bien hechas. De esa manera los diputados por San Salvador que ya tienen sus credenciales, están firmemente apoyados con la nueva sumatoria de votos, y el General Mauricio Ernesto Vargas que ya era diputado, ahora su diputación ha sido reconfirmada y está listo para entrar con derecho propio en el Parlamento. Cualquiera podrá decir que Mauricio Ernesto Vargas es el diputado más caro de El Salvador, y con justa razón, pero no es su culpa.

¿Quiénes quedan mal?

En primer lugar quién queda mal con este resultado es el diputado Douglas Avilés, primero porque no llega a la Asamblea Legislativa; y segundo, porque fue una irresponsabilidad decir que había fraude electoral en su contra. Avilés y su partido vendieron la idea de que habría una final apretado con el General Mauricio Ernesto Vargas, con quien disputaban la diputación 24 del departamento de San Salvador.  Pero no fue así.

En segundo lugar la Sala de lo Constitucional queda mal parada porque si no había indicios de que ganarían los reclamantes ¿Por qué ordenó el recuento de votos? Porque esa decisión tiene todavía sus repercusiones políticas 12 días después de que los diputados en pleno tuvieron que instalarse. Doce días después la Asamblea Legislativa está estática –no paralizada porque hay un decreto que facilita la actividad administrativa- y eso afecta políticamente al país, porque la comunidad internacional observa y dice: vean algo no anda bien en El Salvador. Que algo no anda bien, es cierto, pero es parte del proceso democrático que vive El Salvador después de los Acuerdos de Paz de 1992.

Con el resultado del recuento de votos, los cuatro miembros de la Sala no limpiaron su imagen, señalada por organismos nacionales e internacionales, por hacer cambios de última hora en el sistema de voto en El Salvador.

Ahora la Sala queda en el ambiente político como la responsable de haber interferido en materia electoral que le corresponde al Tribunal Supremo Electoral. Le ayuda un poco el hecho de que –con el recuento- ha generado transparencia al proceso electoral. El problema es a qué costo. Según las autoridades se han gastado 1 millón de dólares en este ejercicio adicional. Bien para los partidos políticos porque ellos pudieron recuperar votos que estaban ahí perdidos y han incrementado los ingresos a sus arcas, pero para el país significa un gasto que no debió ocurrir.

El mensaje que deja el recuento de votos para la Sala de lo Constitucional, es que no deben involucrarse en acciones de tipo administrativo electoral, porque para eso está el TSE, y ahí están representados todos los partidos políticos que están dispuestos a poner el grito en el cielo, sí algo no se hace apegado a la ley.

Nota: Raúl Méndez en un periodista salvadoreño, con una carrera de fotoperiodista y redactor iniciada en 1987, ex empleado de El Diario El Mundo, La Prensa Gráfica, y Diario Lapagina.com/Esta tierra está hecha para todos/Debemos ser tolerantes y vivir en ella/Solamente la paz y la tranquilidad son los estados que pueden darle vida a la población/Seamos parte de ese proceso de pacificación.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *