Estados Unidos no es Sudamérica, el triunfo electoral de Donald Trump

By on 10 noviembre, 2016
Raúl Méndez, periodista salvadoreño.

Raúl Méndez, periodista salvadoreño.

Por Raúl Méndez

Opiniones. San Salvador, El Salvador 10-11-2016.- Cuando se conocían los primeros resultados de la elección presidencial de los Estados Unidos este martes 8 de noviembre de 2016,  para definir al presidente 45 de ese país, y esos resultados eran favorables a Donald Tump, se comenzó a correr en los medios de comunicación  y sus redes sociales (estadounidenses y extranjeros), una especie de pólvora encendida, y con ello advertencias de que los mercados estaban nerviosos a futuro, que el peso mexicano caía frente al dólar, y nos ponían un mundo con posibilidades de hundirse si ganaba Trump.

El caso fue que la tendencia de votos a favor de Trump no cambiaba, y seguía una media a su favor en todos los Estados Unidos. Pero muchos creíamos que podía ser manipulación de los datos y que luego vendría el repunte de Hillary Clinton –tal vez así lo consideraron también sus seguidores- pero esto último nunca ocurrió. Trump salió como todo un caballo ganador y se llevó la carrera de principio a fin. ¡Hola! ¡Bienvenido mundo con Donald Trump a la cabeza! ¿Hizo trampa Trump? ¿Estados Unidos no está preparado para ser gobernado por una mujer? ¿Qué pasará? ¿Vendrán las guerras? ¿Se incendiará la tierra?

Aquí hay un espacio muy importante para analizar un poco la situación. Que si hizo trampa Trump en las elecciones, no puedo afirmarlo porque no estuve ahí personalmente. Como personas pendientes de lo que ocurre en cualquier parte del mundo, sabíamos que Donald Trump era menos político que Hllary Clinton (no lo habíamos visto en cargo público en los últimos años). Hillary por el contrario venía de realizar una importante labor como Secretaria de Estado. Ojo que después de todas las tratadas que le dio Trump, finalizadas las elecciones, él le reconoce esa labor por los Estados Unidos y se lo agradece. Trump era menos político, pero detrás de él estaba su Partido Republicano. Y cuando nadie se lo esperaba, porque muchos creían que lo de los correos electrónicos de Hillary era un tema superado sale el FBI abriendo una investigación y mete la incertidumbre. Ahí surge un personaje que dicen tiene pasado republicano, pero… Que si Trump compró votos, no lo puedo decir porque los medios de comunicación norteamericanos no informaron nada de eso, ni los que estaban a favor de Trump ni los que estaban en contra de él.

¿Y por qué no ganó Hillary Clinton? Podría ser porque Trump le ganó el mandado en cuestión de propuestas firmes, de esas que los estadounidenses todavía recuerdan: una cruzada para evitar la llegada de más migrantes con la construcción de un muro en la frontera con México. Y exacerbando los ánimos con expresiones antimusulmanas. ¿Pero qué pidió Clinton en propuesta de gran trascendencia? Continuidad del gobierno de Obama, por cierto desgastado, después de haber salvado a los estadounidenses de la ruina por la crisis de 2008. Entonces, Trump ganó por sus propuestas polémicas.

Donald Trump, presidente electo de los Estados Unidos

Donald Trump, presidente electo de los Estados Unidos

Y luego quedó claro que Estados Unidos no está preparado para ser gobernado por una mujer. También quedó clara una cosa: Estados Unidos no es Sudamérica. En Sudamérica, Argentina tuvo a Cristina Kirchner por dos períodos presidenciales, Brasil tuvo a Dilma Roussseff por dos períodos presidenciales (y le robaron el último con un golpe de estado horroroso y bochornoso, como ocurrió en El Salvador cuando Martínez (vicepresidente) le dio golpe de estado a Araujo; Chile tiene dos períodos de Michelle Bachelet; y llegamos hasta Nicaragua en Centroamérica donde Violeta de Chamorro ganó un período. En todo caso la situación de Hillary más se parece a la de Sandra Torres de Guatemala, que se divorció de Álvaro Colom con sus ansias de ser presidenta, pero fracasó. Así Hillary tenía la idea de ser presidenta favorecida con la imagen del ex presidente Bill Clinton y fracasó. Pero como dije al principio: Estados Unidos no es Sudamérica.

Y ahora que ganó Trump ¿Qué viene? ¿Se hundirá el mundo, ¿Se incendiará la tierra con más guerra? De lo que sí hay que estar seguros  es de una cosa: Estados Unidos necesita más amigos que enemigos. Y basados en este punto se puede decir que las bravuconadas de Trump no pueden traducirse a su gobierno porque sería un fracaso. Aunque los comerciantes de armas estén frotándose y chocándose las manos, Trump debe saber que debe llevar a Estados Unidos por el camino de la paz y la seguridad. No puede ir el nuevo presidente ganándose enemigos a diestra y siniestra, porque eso dificultaría su estancia y la de su partido en la Casa Blanca, además de que incrementaría los niveles de violencia existentes en el mundo. De que vendrán nuevas intervenciones militares, casi lo doy por seguro.  ¿Se le tirará con todo a Siria? No lo puedo afirmar, porque ahí está Rusia.

Y otra cosa que podemos afirmar es que los mercados no se hundirán con la llegada de Trump, que todo debe seguir normal.

El Papa Francisco le ha pedido al nuevo mandatario que se vaya por el camino de la paz y la no violencia. Veremos si le escucha.

Nota: Raúl Méndez en un periodista salvadoreño, con una carrera de fotoperiodista y redactor iniciada en 1987, ex empleado de El Diario El Mundo, La Prensa Gráfica, y Diario Lapagina.com/ Esta tierra está hecha para todos/Debemos ser tolerantes y vivir en ella/Solamente la paz y la tranquilidad son los estados que pueden darle vida a la población/Seamos parte de ese proceso de pacificación. Para contactos: raumendez@yahoo.com

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *