Cuadro de violencia rodeaba a atacante que mató a 17 en escuela secundaria de Florida

By on 15 febrero, 2018

Las autoridades estadounidenses y medios de comunicación han dado a conocer el cuadro de violencia que rodea al joven atacante que mató a 17 personas en una escuela de secundaria del condado de Broward, al norte de Miami, Florida.

El hombre, identificado como Nikolas Cruz, de 19 años, llegó disparando con un fusil AR 15, auxiliándose de varios cargadores, según señalan los reportes.

Cruz, había sido expulsado de la Marory Stoneman Douglas Highschool de Parkland, en el condado de Broward, por mal y errático comportamiento, según lo ha dado a conocer el presidente Donald Trump.

En sus redes sociales el asesino mostraba armas de fuego, cuchillos, balas y hasta un sapo muerto.

El caso es que nadie había tomado medidas preventivas con este personaje.

Un reporte de la Voz de América muestra muchos detalles sobre la vida de este joven que ahora ha cometido uno de los peores crímenes en tiroteos en Estados Unidos.

Nikolas y su hermano biológico, Zachary, eran hijos adoptados de una pareja originaria de Long Island en Nueva York que se mudó a Florida. La madre, Lynda Cruz, murió de neumonía el 1 de noviembre pasado, según dijeron amigos y vecinos al periódico Sun Sentinel. El padre había muerto hace varios años de un ataque al corazón.

Los muchachos quedaron a cargo de una amiga de la familia, pero descontento de su situación, Nicolas pidió permiso para mudarse con otra familia en el noreste del Condado Broward y así lo hizo a fines de noviembre.

El abogado de esa segunda familia, Jim Lewis, dijo que esa familia sabían que Cruz tenía un rifle AR-15, comprado legalmente en algún momento luego de pasar una revisión de antecedentes penales. El abogado dijo que le obligaban a tener el rifle bajo llave en un armario, pero él guardaba la llave. Y como suele suceder, no vieron venir la tragedia.

Habían visto que estaba deprimido, dijo Lewis, lo cual resultaba natural tras la pérdida de su madre, pero no detectaron ningún otro problema mental. Le ayudaron a conseguir un empleo y le animaron a continuar estudiando para conseguir que se graduara.

El miércoles dijo que no iría a su escuela actual por ser el Día de San Valentín, pero de acuerdo a las autoridades, Cruz se presentó a su antigua secundaria, enmascarado, su rifle cargado y con suficientes municiones, activó una alarma de incendios y lanzó una granada de humo. Luego comenzó a disparar.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *